Buscar
  • Isabel Acedo

La importancia de que los ancianos mantengan una buena movilidad.

Se debería dar más importancia a la movilidad en los ancianos. La fisioterapia es buena en todos los aspectos y en todas las edades de nuestra vida, pero especialmente cuando vamos envejeciendo. ¡Sí! La fisioterapia de ancianos es sin duda clave para llevar un envejecimiento mejor y tratar de no perder tanta calidad de vida. En Isabel Acedo Fisioterapia Logroñote contamos más.


¿Por qué es importante la movilidad en edades ancianas? Cuando somos jóvenes, solemos estar en forma y habitualmente estamos fuertes, pero con el paso del tiempo muchas de esas capacidades físicas van disminuyendo.


La capacidad de levantarse y dar un paseo es esencial para mantener la salud y la calidad de vida. La pérdida de esta capacidad tiende a producirse lentamente y durante un largo periodo de tiempo, y a menudo tiene graves repercusiones

cuando nos afecta.





La pérdida de movilidad puede ser difícil de detectar y suele pasar desapercibida hasta que es demasiado tarde, no obstante, es esencial darse cuenta de que la pérdida de movilidad no es una simple parte de la vejez, tener arrugas puede serlo, pero tener pérdidas significativas de movilidad y ser incapaz de caminar largas distancias no lo es.


La pérdida de movilidad y el tambaleo o la inestabilidad en los pies es un signo evidente de que alguien mayor tiene dificultades con su fuerza, equilibrio y estado físico que deben abordarse rápidamente antes de que las cosas empeoren.


Muchas personas mayores tienen una tendencia general a ser un poco menos activas cada año y tratan de evitar las actividades que les resultan difíciles, se vuelven más cómodas. En mi opinión y en mi experiencia como fisio, esto no debe hacerse, tal vez se deban cambiar o readaptar las rutinas, pero la actividad física se debe tratar de mantener al mismo nivel siempre que sea posible.


Consejos para trabajar la movilidad en ancianos:


1. Observar la forma de caminar para comprobar si hay algún fallo: se puede aprender mucho observando, de hecho, prestando atención al momento se puede conocer cual es el equilibrio y el estado físico de la persona. ¿Tiene un paso inestable? ¿Se apoyan en muebles al caminar por falta de estabilidad? ¿Arrastran los pies? Esto nos dirá si hay fallos de movilidad o malas posturas al caminar.


2. Evaluación física: Hablar de la cantidad de ejercicio y de las caminatas que realizan es una parte clave de la evaluación inicial como fisioterapeuta. Es importante estudiar y evaluar la movilidad y el estado físico de cada persona y esto se sabe conociendo la frecuencia con la que sale la persona, la distancia recorre, si permanece mucho tiempo sentado…


3. Una rutina de ejercicio regular: en temas de movilidad, caminar no es lo único que cuenta. Que los ancianos tengan una rutina de ejercicios regular es fundamental para que se mantengan tan fuertes y en forma. Cada persona es diferente y puede tener necesidades físicas distintas, de ahí la importancia de elaborar un plan personalizado. Algunas actividades recomendadas para personas de edades avanzadas son la natación, el tai chí, el yoga o el pilates.


4. Anticipación: este es uno de los consejos más importante y el que probablemente marcará la diferencia en la continuidad de la movilidad y la calidad de vida. Es importante detectar cuando la condición física o las capacidades empiezan a empeorar e intervenir pronto. Lo peor que se puede hacer es ignorar las cosas y esperar a ver qué pasa; es mucho mejor detectar las cosas a tiempo y evitar que lleguen a un punto en el que el paciente no pueda volver a sus niveles anteriores de movilidad. Cuanto antes se detecte el deterioro de la movilidad, mejores serán los resultados.


5. Ir al fisio para hacer sesiones y seguimientos: los fisioterapeutas son los que mejor podrán evaluar movilidad, fuerza, estado físico y equilibrio. El fisioterapeuta podrá realizar una evaluación completa, identificar cualquier problema de fuerza, estado físico o equilibrio y enseñar alguna serie de ejercicios destinados a mejorar estas capacidades. Un fisio es una figura fundamental en edades más mayores para valorar las aptitudes físicas y todas las cuestiones anteriores. Un fisio no solo ayuda a hacer un correcto seguimiento, también es fundamental a la hora de identificar desde el principio cualquier problema de equilibrio que pueda abordarse rápidamente mediante algunos ejercicios.


Para cualquier evaluación o consulta, no lo dudes, ¡estoy en Logroño en la clínica de fisioterapia Isabel Acedo!


8 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo